Mercado Roma

Para aquellos a los que les gusta andar cual pata de perro por la ciudad en fin de semana, dense una vuelta por este lugar que se ha vuelto uno de los spots preferidos de los llamados “hípsters”, así como de curiosos que no están muy acostumbrados a ir a los típicos mercados del Distrito Federal, pero que quieren presumir con sus amigos de haber ido alguna vez a uno aunque éste sea un “poquito” más fancy y, claro, considerablemente más caro.

Aunque sí, sus sospechas son ciertas. El Mercado Roma es muy bueno. Denominado mercado “gourmet”, consta de un inmueble de tres pisos diseñado por Rojkind Arquitectos en el que su principal objetivo es vender los insumos e ingredientes necesarios para cocinar, así como un espacio para reunirse con familiares o amigos mientras disfrutan de alguna de las variedades de alimentos ofrecidos en ese lugar. En el último nivel hay una terraza que aloja el bar Biergarten en la que, adivinaron, el principal atractivo es la cerveza tanto nacional como internacional –incluso artesanal-, junto con una variedad de alimentos de origen alemán. Si tienen planeado un domingo tranquilo, en un sitio diferente, este espacio es una gran opción.

Mercado RomaEl nivel inferior alberga más de cincuenta locales que van desde antojitos, productos orgánicos, repostería y alimentos básicos, todos ellos gourmet, hasta una librería y una tienda de ropa para chefs, todos los cuales ayudan a promover distintos proyectos gastronómicos que acerca a la gente común y corriente con aquellos proveedores de alimentos de dicha categoría, y así reducir la distancia con opciones que muchos de nosotros no conocíamos y, sin lugar a dudas, resultan ser de gran calidad.

Es una gran opción para ir de fin de semana y conocer algo distinto a la oferta común en el DF. El lugar está ubicado en la calle de Querétaro 225, en la Colonia Roma, en México, D.F., y tiene servicio de valet parking, o bien hay un estacionamiento justo en frente en el que pueden dejar sus autos si, como yo, tratan de que personas ajenas y descuidadas al volante se suban a su  coche, y les cobran 50 pesos por cinco horas de estancia en el Mercado Roma.

Eso sí, estén abiertos a ver gente de todo tipo; si son un poco intolerantes a las multitudes, vayan armados con mucha paciencia, porque sus pasillos son algo estrechos y, así como ustedes, habrá mucha gente que se dé una vuelta para conocer lo que el Mercado Roma tiene que ofrecer y, probablemente, se detengan en alguno de los corredores buscando a donde dirigirse a continuación, haciendo del tránsito al interior del mercado algo un poco complicado, pero siempre interesante.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s